lunes, 17 de junio de 2013

FASES DE LA COMPETENCIA DE TELECOMUNICACIONES

Andres Gómez


Colombia ha transitado por distintas etapas de la evolución de la industria de las telecomunicaciones, desde un momento de la existencia de un gran operador monopólico público y alguno operadores regionales (también de carácter público) a una situación de competencia abierta. Se pueden identificar los momentos de dicha evolución, enmarcados en las 3 fases de la evolución de esta industria:

FASE 1: Monopolios integrados verticalmente e intervención regulatoria
mínima:


En Colombia los servicios de vóz se inican en un esquema monopólico desde el estado mediante Empresa Nacional de Comunicaciones -Telecom-, la cual fue creada en 1947, concentrandose inicialmente en el servicio de telefonia fija local, lo cual le permite iniciar el servicio de telefonía a larga distancia desde 1960.

También existen unas empresas regionales, principlamente apoyadas por adminstraciones públicas locales, como es el caso de la Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá ETB (en dicha epoca Empresa de Teléfonos de Bogotá).

Este ambiente monopólico se mantiene hasta los años 90s cuando se empieza a trabajar en la liberalizaciòn del mercado de las telecomunicaciones.

FASE 2: La competencia se inicia y la actividad regulatoria se intensifica


Luego del nacimiento de la nueva constitución colombiana en 1991, surge la Ley 142 de 1994, en la cual entre otros aspectos, se crea la Comisión de Regulación de las Telecomunicaciones -CRT-, como organismo regulador necesario para la liberalización del mercado.

En 1997 con las resoluciones 086, O87, O88 y mediante el decreto 2542 de la CRT, se reglamenta la entrada de nuevos operadores en el mercado nacional, regulando la concesión de las licencias para el establecimiento de operadores del servicio de telefonía local y de larga distancia . Con esta reglamentación entran en el escenario nacional la Empresa de Teléfonos de Bogota ETB, el 20 de
enero de 1998, y Orbitel (empresa mixta de la ciudad de Medellín), el 4 de marzo del mismo año.

A finales de los 90s ya se tenia en Colombia un ambiente inicial de competencia, aún cuando el antiguo operador monopólico sigue siendo el operador dominante en la mayor parte del país, sin embargo esto permite que la regulación evolucione y se pueda empezar a regular servicios y tarifas.
Con la resolución 086 de 1997 de la CRT, se empiezan a regular las tarifas de los servicios de voz, al tiempo que una serie de acciones regulatorias estaban orientadas a garantizar el ambiente de competencia, en temas tan importantes como los puntos de interconexión de las redes de los operadores, entre ellos y con redes internacionales.

El evento más importante de esta fase es el nacimiento del segmento de mercado de telefonía móvil mediante la Ley 37 de 1993 del Congreso de la República, justamente en el marco de la liberalización de las telecomunicaciones. Así, la telefonía móvil nace en un ambiente regulatorio que incentiva la competencia abierta donde la mayoría de la participación fue principalmente de empresas privadas nacionales y extranjeras.

Los ojos del mercado se pusieron en la telefonía móvil, la cual después del año 2000 y hacia mediados de esa década terminó consolidandose como un oligopolio de 2 de las mayores empresas multinacionales de telecomunicaciones, y una pequeña participación de empresas nacionales. Lo cual impuso nuevos retos regulatorios para garantizar la diversidad en este mercaado, lo cual se ha ido concretando en la modalidad de Operadores Móviles virtuales en los años 2011, 2012.


FASE 3: Competencia abierta e intensa y actividad regulatoria concentrada
en cuellos de botella que limiten la competencia efectiva:


Es posible decir que en Colombia se ha evolucionado a un mercado de telecomunicaciones con competencia abierta e intensa, aún cuando se debe seguir regulando por servicios, y estableciendo cierta regulación asimétrica para servicios específicos, como lo que acontece con el servicio de telefonía móvil con la empresa COMCEL-CLARO (del grupo America Móvil) la cual ha sido declarada como operador dominante en dicho segmento de mercado.

Un síntoma del estado de esta 3ra fase, es que se empiezan a regular cuellos de botella, por ejemplo la Ley 1245 de 2008 estableció la obligación de implementar la portabilidad numérica.


Otra iniciativa actual (2011-2012) de la regulación colombiana, en el marco de la regulación de los cuellos de botella, es la asociada al Acceso y uso de infraestructura en Redes Internas de Telecomunicaciones, tanto en infaestructuras de los operadores, como en propiedades horizontales



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada